Encuentran una sustancia cancerígena en 100 champús


Huelen bien, hacen una rica espuma y nos limpian el pelo, incluso lo acondicionan. Así son los champús, de uso agradable y con pocas desventajas: como mucho, algunos escuecen en los ojos. Pero esto no es todo. De lo malo hay más, mucho más…

Aunque parezca algo increíble, según alerta un estudio estadounidense, los champús podrían llegar a ser mortales. No todos, afortunadamente, pero sí aquellos que contengan un posible carcinógeno conocido como dietanolamina cocamida o cocamida DEA.

El Centro para la Salud Ambiental de Oackland, en California, ha llevado a cabo el estudio que ha concluido tal afirmación, publicando a su vez una lista (http://goo.gl/93TiLQ) de un centenar de champús que contienen cocamida DEA.

Riesgos por uso continuado

¿Pero, qué es la cocamida DEA? Se trata de una sustancia detergente que como residuo poluciona las aguas, normalmente utilizado para estabilizar el pH, así como para aportar cremosidad, actuar como espesante y lograr unos resultados espumosos.

Podemos encontrar algunas variantes en el etiquetado, entre otros con términos como dietanolamina de aceite de coco o dietanolamina de laurilo (lauramide DEA).

En Europa y en buena parte de Estados Unidos se ha restringido el uso tanto de dietanolamina (DEA) como de monoetanolamina (MEA) y trietanolamina (TEA) por sus efectos cancerígenos y síntomas del tipo de reacciones alérgicas en los ojos, la piel o el cuero cabelludo.

Reputados científicos alertan de su peligrosidad, pues experimentos han demostrado que su aplicación repetida sobre la piel de ratas, hace aumentar exponencialmente la incidencia de cánceres de hígado y de riñón. Según advierte Samuel Epstin, profesor de Salud Ambiental de la Universidad de Illinois, tras absorberse vía dérmica se acumula en el organismo.


Visto lo visto, aunque las leyes dicen claramente que los cosméticos no pueden contener sustancias carcinógenas o tóxicas, éstas no siempre se respetan, por lo que se impone estar informados y leer bien las etiquetas.

Salud y belleza,
>

También te puede interesar...

8 comentarios

  1. Hola Mari Carmen,
    Por lo que he podido leer se trata de un espesante químico considerado preocupante por las voces críticas, junto con la cocamida DEA y TEA. Como tales, puede provocar efectos por sí solos y también al formar un cóctel con otros, y en estos casos los estudios brillan por su ausencia.

  2. Es dudoso el post! Casi la gran mayoría de productos cosméticos llevan y han llevado por años de años TEA. Y sobre la naturaleza de la DEA también lo dudo.

  3. pero uds no leyeron como hicieron el experimento? le pusieron a las ratas parches de cocoamida dea con un 18 porciento de DEA libre 24 horas al dia en toda la espalda. Esto dista mucho de la exposicion q puede tener una persona. Los esperimentos estuvieron mal hechos. El porcentaje de amina libre en la cocoamida para cosmeticos es de menos de 1 porciento y la gente no anda un parche de amida de coco en la toda la espalda todo el dia. aqui hubo una intencion.

  4. Aplicaron un parche con cocoamida dea a las ratas. El parche cubría toda la espalda. Lo llevaban puesto las 24 horas y tras de todo usaron amida con 18% de DEA libre. La amida cosmética tiene menos de 1% de DEA libre. Mas bien como no se murieron en dos días los pobres roedores. Quien paga por un estudio disque científico buscando un resultado paga por publicidad no por LA VERDAD.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *