Reciclar el cartón haciendo retratos


Donde hay arte, hay arte, sin más historias, y si no que se lo digan a Giles Oldershaw, que se apaña con un modesto cartón corrugado para hacer unos retratos que dejan boquiabierto.

El increíble resultado que consigue este artista británico miembro de la Oxford Art Society nos enseña que sensibilidad, talento y reciclaje pueden hacer una mezcla perfecta. Su mérito quizás no sea tanto demostrar que sabe tallar con precisión un material tan poco habitual, sino aprovechar las ondas del mismo para crear un relieve que al final marca la diferencia.

Es lo que se dice hacer luz del humo, en consonancia con lo que siempre se pretende hacer con cualquier obra de reciclaje que pretenda ser provechosa, ya sea artística o no.

Homenaje cinematográfico

En esta serie, el autor ha convertido cartones corrugados mondos y lirondos en retratos de actores clásicos del cine americano. Han bastado unos cuantos cutters y jugar magistralmente con las tres capas del cartón para rendir un insólito homenaje a grandes del cine como Bette Davis, Marilyn Monroe o Marlon Brando.


Las obras consiguen transmitir no sólo la típica imagen de un retrato cualquiera, sino el carisma de todos y cada uno de ellos con un realismo sorprendente. Al tiempo que rezuman un sabor de antaño, combinan esa melancolía con el innovador material o, cuanto menos, con su nuevo e insólito uso.

A no ser que seamos unos geniecillos, cosa que tampoco hay que descartar, atreverse a imitar su técnica será de lo más frustrante, al menos al principio. Sin embargo, por suerte el material es fácil de conseguir y podemos practicar hasta conseguir un un bonito resultado. Sin duda, tarde o temprano obtendremos un interesante dibujo, quizás muy distinto, pero nuestro, al fin y al cabo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *